Conexión intestino-cerebro en autismo y TDAH

¿Tu hij@ sufre de diarreas constantemente? ¿Sus cacas no tienen forma y tienen un olor fétido? ¿Presenta el abdomen hinchado? ¿Tiene muchas flatulencias? ¿Tiene episodios frecuentes de estreñimiento? La naturaleza es sabia y el cuerpo de tu pequeñ@ está mandando señales de que algo no va bien ¿Quieres aprender a escucharlas?

Si tu hij@ presenta problemas gastrointestinales y tiene diagnosticado autismo o TDAH, seguramente te interese entender la importancia que tiene la salud del intestino en los problemas de neurodesarrollo.

En los últimos años se ha profundizado en el estudio sobre la relación entre el intestino y el cerebro, ya que existen varias vías de comunicación entre estos dos órganos, y lo que le ocurre a uno, le afecta al otro, pues ambos son órganos que forman parte del sistema nervioso (el cerebro forma parte del sistema nervioso central, y el intestino del sistema nervioso autónomo) y ambos están interconectados. A esta conexión también se la conoce como EJE INTESTINO-CEREBRO.

 Vamos a ver muy brevemente las 3 vías principales de comunicación entre el intestino y el cerebro:

  • El nervio vago: es un nervio que conecta directamente el encéfalo (en la base del cerebro) con el intestino delgado y el colon (además de mucho otros órganos). Es como una autopista directa de información en 2 direcciones entre cerebro e intestino.
  • Vía sistémica (circulación sanguínea): el cerebro libera sustancias a la circulación tales como neurotransmisores y hormonas que afectan las funciones del intestino, y viceversa, el intestino también las libera ejerciendo acción sobre nuestro sistema nervioso central. Por ejemplo, la serotonina se produce tanto en el intestino como en el cerebro, y tienen efectos sobre nuestra conducta (es el neurotransmisor que modula nuestro estado de ánimo, conocido como el neurotransmisor de la felicidad), y también ejerce una función sobre nuestro intestino, estimulando la motilidad intestinal. Vemos así que intestino y cerebro comparten moléculas cruciales para ambos.
  • Barrera intestinal: el intestino es una barrera semipermeable, es decir, deja entrar nutrientes e impide el paso de toxinas y deshechos. Si esta permeabilidad está alterada, el intestino deja pasar hacia dentro del organismo tóxicos como los metales pesados, los disruptores endocrinos, o algunos metabolitos tóxicos de los microorganismos del intestino, y todos estos pueden llegar a ejercer una acción neurotóxica.

Se ha comprobado mediante diversos estudios, que la incidencia de alteraciones gastrointestinales en niños con problemas de neurodesarrollo es mayor que en niños neurotípicos. ¿Cuáles son los principales problemas que se presentan en el intestino de una persona con TDAH y autismo?

  • Disbiosis intestinal: La microbiota intestinal es el conjunto de microorganismos que viven en nuestro intestino de manera simbiótica (es decir, en armonía con nosotros, sin perjudicarnos. Si la microbiota intestinal esta desequilibrada, se dan alteraciones metabólicas tales como déficit en la absorción de nutrientes, pudiendo desencadenar en déficit de nutrientes esenciales para la cognición. También se producen alteraciones en la producción de neurotransmisores como la dopamina, serotonina, noradrenalina y el GABA (1)(5) alterando así la conducta y las capacidades mentales de la persona que la sufre. Además, hay varios estudios que relacionan directamente la variedad y la cantidad de microorganismos presentes en el intestino con el TDAH y el autismo (2)(3).
  • Aumento de la permeabilidad intestinal: Si el intestino es más permeable de lo que debiera porque ha sufrido algún daño, éste dejará pasar sustancias tóxicas al interior de nuestro organismo que un intestino sano e íntegro no dejaría pasar. El efecto más estudiado respecto al TDAH es el aumento de la absorción de diversos tóxicos ambientales. En una revisión se mostró evidencia sólida de que ciertos químicos industriales como el tolueno (presente en esmaltes de uñas y químicos del hogar), el plomo (presente en el ambiente especialmente en aquellos países que hace pocos años aún usaban gasolina con plomo, hasta el 2021 no se retiró su uso a nivel mundial), mercurio (presente en los pescados de mar), flúor (presente en pastas de dientes), arsénico (presente en el arroz) son muy tóxicos para las neuronas especialmente en los niños, y causan daños permanentes en el cerebro de los niños, especialmente en las etapas tempranas del neurodesarrollo. (4)
  • Inflamación intestinal: si existen intolerancias alimentarias no detectadas, o reacciones de sensibilidad alimentaria (hipersensibilidad tipo III) a ciertos alimentos, o bien una microbiota intestinal alterada, el intestino estará permanentemente inflamado, y no se regenerará. Así pues, habrá un intestino disfuncional que afectará directa y negativamente al equilibrio del eje intestino-cerebro. (6)(7).

Aún queda mucho por investigar sobre la relación del intestino con las enfermedades neurológicas, pero cada vez se tiene más clara su relación, y todos los estudios apuntan a que es una diana muy útil para tartar enfermedades como el autismo, TDAH, Alzheimer, Parkinson, etc.

Si tu hij@ sufre de alteraciones intestinal de manera frecuente, y quieres investigar que hay detrás de sus diarreas crónicas, de sus flatulencias fétidas, de su estreñimiento recurrente, o de su abdomen hinchado constantemente, existen distintas analíticas para averiguar que hay detrás, y empezar a sanar su intestino sin tratamientos agresivos, con plantas medicinales y suplementos naturales.

Mi experiencia es que tras identificar las causas de los problemas intestinales, y tratarlas, siempre hay una mejora las capacidades cognitivas, de la conducta y de las capacidades mentales del niñ@.

REFERENCIAS:

  1. Bravo JA, Forsythe P, Chew MV, Escaravage E, Savignac HM, Dinan TG, Bienenstock J, Cryan JF. Ingestion of Lactobacillus strain regulates emotional behavior and central GABA receptor expression in a mouse via the vagus nerve. Proc Natl Acad Sci U S A. 2011 Sep 20;108(38):16050-5. doi: 10.1073/pnas.1102999108. Epub 2011 Aug 29. PMID: 21876150; PMCID: PMC3179073.
  2. Sandgren AM, Brummer RJM. ADHD-originating in the gut? The emergence of a new explanatory model. Med Hypotheses. 2018 Nov;120:135-145. doi: 10.1016/j.mehy.2018.08.022. Epub 2018 Aug 29. PMID: 30220333.
  3. Richarte V, Rosales K, Corrales M, Bellina M, Fadeuilhe C, Calvo E, Ibanez P, Sanchez-Mora C, Ribases M, Ramos-Quiroga JA. El eje intestino-cerebro en el trastorno por deficit de atencion/hiperactividad: papel de la microbiota [The gut-brain axis in attention deficit hyperactivity disorder: the role of the microbiota]. Rev Neurol. 2018 Mar 1;66(S01):S109-S114. Spanish. PMID: 29516462.
  4. Grandjean P, Landrigan PJ. Neurobehavioral effects of developmental toxicity. Lancet Neurol 2014;13(3):330–8.
  5. Dam SA, Mostert JC, Szopinska-Tokov JW, Bloemendaal M, Amato M, Arias-Vasquez A. The Role of the Gut-Brain Axis in Attention-Deficit/Hyperactivity Disorder. Gastroenterol Clin North Am. 2019 Sep;48(3):407-431. doi: 10.1016/j.gtc.2019.05.001. Epub 2019 Jul 2. PMID: 31383279.
  6. Ahmadi S, Wang S, Nagpal R, Wang B, Jain S, Razazan A, Mishra SP, Zhu X, Wang Z, Kavanagh K, Yadav H. A human-origin probiotic cocktail ameliorates aging-related leaky gut and inflammation via modulating the microbiota/taurine/tight junction axis. JCI Insight. 2020 May 7;5(9):e132055. doi: 10.1172/jci.insight.132055. PMID: 32302292; PMCID: PMC7253024.
  7. Potrykus M, Czaja-Stolc S, Stankiewicz M, Kaska Ł, Małgorzewicz S. Intestinal Microbiota as a Contributor to Chronic Inflammation and Its Potential Modifications. Nutrients. 2021 Oct 28;13(11):3839. doi: 10.3390/nu13113839. PMID: 34836095; PMCID: PMC8618457.

Sandra Pitarch,

Farmacéutica, naturópata y PNI.

Es normal notar cambios y pequeñas molestias los días previos a la menstruación, y no hay que preocuparse por ello, forma parte …

¿Qué es el SOP (síndrome del ovario poliquístico)? Es un síndrome en el cual se generan quistes en los ovarios porque en …

¿Qué es la endometriosis? La endometriosis es una enfermedad en la que se presenta un crecimiento anormal de tejido similar al endometrial …

¿Qué es la dismenorrea? La dismenorrea es la denominación médica para definir el fuerte dolor menstrual. Existen 2 tipos de dismenorrea: la …

Son muchas las mujeres que… …sufren de episodios de candidiasis vaginal de manera recurrente, y ven su calidad de vida mermada por …

Problemas de salud autoinmunes La mayoría de enfermedades auntoinmunes cursan con inflamación crónica de alguna glándula o tejido, así que un plan …

Ir al contenido